Pequeño fragmento de “Susurros del Destino”

Como dije ayer, desde hoy hasta el lunes, publicaré pequeños fragmentos de Susurros del Destino, el relato inédito de Duelo de Espadas, que en realidad es una pequeña precuela.

Espero que os guste.

LEAH

1

Tras un abrazo de la reina, está se marchó y Leah durmió sin que ninguna pesadilla sacudiera sus sueños. Despertó horas más tarde, cuando las luces del alba aún no bendecían el día, pero había más luz de lo habitual.

Centenares de antorchas habían sido colocadas y encendidas a lo largo de toda la muralla del castillo; los pasillos que usaba el servicio para limpiar las habitaciones de los monarcas sin ser vistos, también estaban iluminados y el exterior, comprobó Leah, no era muy diferente.

La guardia real corría de un lado para otro con antorchas. Entraban en habitaciones y las registraban sin parar; era evidente que buscaban algo, pero qué.

Tímidamente Leah se acercó a su padre. El hombre no dejaba de gritar. Estaba de un humor de perros, pero aún así, quería saber qué estaba pasando.

—¿Qué ocurre, padre? ¿Estamos en peligro?

—¡Tú madre se ha escapado! —Refunfuñó encolerizado—. Nos ha abandonado.

Mañana más y el martes, la historia completa.

Estoy en Twitter.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s